¡WIRIKUTA NO SE VENDE, SE AMA Y SE DEFIENDE!

Respuesta de la Asociación Jalisciense de Apoyo a Grupos Indígenas (AJAGI A.C.) a favor de la unión y la armonía y en contra de la discordia, confusión y división.

Una histórica lucha se ha generado desde el 22 de agosto de 2010, cuando se convoca a una reunión urgente en la ciudad de San Luis Potosí donde coincidimos organizaciones de la sociedad civil, habitantes del municipio de Catorce, San Luis Potosí, comisionados de la comunidad Wixárika de Tuapurie –Santa Catarina Cuexcomatitlán, Jalisco, desde ese momento un gran movimiento se bautizó como “Frente en Defensa de Wirikuta Tamatsima Wahaa”, el 18 de septiembre de ese mismo año, nos reunimos nuevamente la sociedad civil en Real de Catorce, encontrándonos hermanos y hermanas que hemos coincidido en ese espacio que amamos, acordamos todos apoyar la lucha que en conjunto con el pueblo Wixárika buscaría detener la amenaza de devastación que representaba la decidida entrada de la empresa canadiense First Majestic Silver Corp.

Nos encontramos con corazones honestos, con capacidades técnicas en todas las áreas, con expertos en los caminos jurídicos, con destreza en las redes sociales y los medios de comunicación, con presencia en las comunidades campesinas que descienden de antiguas culturas chichimecas, recolectores y cazadores y que hoy son ejidatarios en Wirikuta; nos encontramos y pusimos al servicio de esta defensa amorosa todas nuestras capacidades, nuestras economías, nuestro tiempo para hacer grande este intento para acompañarnos con un pueblo originario cuya identidad y cosmogonía depende de cada piedra, de cada rama, de cada manantial y cada montaña.

Nosotros, que calamares y criaturas semiciegas nos agolpamos siguiendo nuestras breves trayectorias, intuimos esa matriz de vida, sentimos en los poros y en el aliento esa responsabilidad histórica por caminar y luchar hasta el último momento para que se cuiden esos espacios, que no se destruyan, que se guarden porque de esos lugares dependemos como humanidad, como conciencias.

Desde entonces y hasta este momento, el movimiento en defensa de Wirikuta ha persistido, se ha dispersado y se ha vuelto a encontrar, nos hemos visto a los ojos y hemos demostrado la razón técnica, científica, jurídica y legítima del porqué no son viables los proyectos mineros en ese templo sagrado.

Largo ha sido el camino para reflexionar con el pueblo Wixárika, con los pueblos campesinos de Wirikuta y ante la sociedad civil los engaños que han pretendido hacer las mineras hablando de una supuesta minería sustentable, de una supuesta interpretación de las leyes y de intentos de dividir y fragmentar este intento de todos por cuidar, por conservar Wirikuta.

En el 2012, parte de la prensa y diversas instancias de gobierno buscaban sostener la mentira de que los campesinos de Wirikuta deseaban la minera, versus al pueblo Wixárika que se oponía[1], la prensa hablaba de un conflicto a punto de desbordarse, pero todo era mentira, una simulación que se pretendía hacer pasar como verdad.

La sociedad civil, intelectuales, actores, músicos, pintores, poetas, presos de los reclusorios, obreros, activistas, empresarios, honorables científicos y muchos más hicieron todo lo que estuvo a su alcance para que la verdad se viera como verdad y nunca como mentira; se imprimieron materiales, se realizaron audiovisuales, se hicieron grandes conciertos, se viralizó en las redes sociales y los medios de comunicación para que retumbara hasta lo más profundo la voz de un pueblo originario, el derecho de un pueblo campesino mestizo y el derecho de una sociedad mexicana y mundial por conservar Wirikuta, por conservar la vida en el planeta que enfrentan la misma gran amenaza.[2]

Hoy como entonces, como con espejos, la verdad se busca pasar como mentira y la mentira como verdad para que los corazones limpios se enfrenten entre sí, para que se enloden y los débiles se debiliten aún más y dejen de estorbar la decisión del poder. Muy grande es ese poder y está penetrando en todas partes, busca que todos nos distraigamos volviendo nuestra atención a pleitos entre nosotros y mientras tanto, prepara su golpe definitivo, ese golpe capaz de condenar a pueblos enteros a la tristeza de la destrucción de la madre tierra que nos sostiene, dejándonos sin futuro mientras ellos lucran.

Por eso antes de seguir adelante, debemos decir que sabemos porque lo conocemos, que la enorme mayoría del pueblo Wixárika es limpio al seguir las importantes tradiciones y saberes que su pueblo ha preservado, que nada tenemos contra él ni contra la construcción del camino de autodefinición y autonomía que han emprendido, todo lo contrario, mucho hemos aprendido de sus sabios en los años y luchas que caminamos juntos y sabemos que su cultura es uno de los más grandes tesoros que guarda México y el mundo.

Y por eso también ante los comunicados públicos emitidos por el Consejo Regional Wixárika el 29 de enero pasado, nos vemos en la necesidad de aclarar, para apagar la gran ola de rumores que se han sembrado aprovechando la incomunicación y el silencio que no han dado ni una sola oportunidad al diálogo que todo lo podría aclarar, permitiendo que pequeñas faltas de comprensión crezcan hasta hacerse distorsiones monstruosas que ocultan esfuerzos limpios y nos llevan a enfrentamientos absurdos entre nosotros los mismos que luchamos por lo mismo para contento del ambicioso poder que es, ese sí el verdadero monstruo que busca derrumbar nuestras defensas, autonomía no es incomunicación.

Sobre el primer documento llamado “PRONUNCIAMIENTO DEL CONSEJO REGIONAL WIXÁRIKA POR LA DEFENSA DE WIRIKUTA” que consideramos muy importante porque toca aspectos de fondo, decimos que:

Más allá de las descalificaciones y ataques podemos decir que estamos contentos de la renovada confirmación que hacen en el pronunciamiento sobre la clara oposición del Consejo a las amenazas a los ecosistemas de Wirikuta y su zona de influencia que son las concesiones mineras y el confinamiento tóxico que buscan imponer, por la amenaza tan seria que son para este corazón de la ancestral cultura wixárika y solo agregaríamos que serían los habitantes y dueños del desierto quienes en su propio cuerpo, vivirían cotidianamente las más crueles consecuencias.

Como recordarán desde el nacimiento del Frente en Defensa de Wirikuta en el Foro celebrado en Real de Catorce el 17 y 18 de septiembre de 2010, en congruencia a la legitimidad de la lucha, la sociedad solidaria decidió que en todo momento las asambleas del pueblo Wixárika determinarían el camino del Frente, que serían la punta de la flecha del movimiento, así lo fue desde su inicio, en todo momento desde el punto de vista organizativo, logístico y financiero[3], también fue consenso que además del pueblo Wixárika los otros grandes afectados eran el pueblo de Catorce y su zona de influencia y los esfuerzos del Frente fueron crecientes hacia ellos en el proceso. Al ser la cabeza del movimiento, fue el mismo Consejo Regional Wixárika quien en todo momento tuvo la facultad de decidir sobre la administración de los fondos obtenidos de donaciones y el mayor ingreso derivado del gran concierto del Wirikuta Fest que agrupó a importantes artistas y convocó a más de 60 mil personas.[4]

Quien desde entonces funge como coordinador del Consejo Regional Wixárika, Santos de la Cruz Carrillo, y que en esos momentos laboraba en el área jurídica de AJAGI, fue el responsable, como coordinador, de recibir, revisar y finalmente presentar ante la sociedad civil en rueda de prensa del 27 de febrero de 2014 los resultados de los fondos ejercidos del concierto[5].

Es importante explicar que es cierto que el 18 de abril de 2015, el Consejo Regional Wixárika nos anunció durante una reunión en Guadalajara que el propio Consejo se encargaría de las mesas de trabajo que estructuraban el Frente y que nos irían llamando conforme se necesitara nuestra participación, nos dieron a conocer los nombres de los integrantes y coordinadores wixáritari de cada mesa y manifestaron que esto se hacía para fortalecer la defensa y para tomar plenamente la responsabilidad que les correspondía, resultó sorpresivo porque nada en la convocatoria emitida por el Consejo anunciaba que se fuera hablar sobre algo así, por el contrario, todos veníamos listos para dar los informes de cada mesa y para plantear propuestas para el 5º punto de la orden del día que decía a la letra Fortalecimiento y coordinación del Consejo Regional Wixárika con sus aliados (Frente en Defensa de Wirikuta Tamatsima Wahaa), en torno a la defensa del lugar sagrado de Wirikuta”, sin embargo, ante las preguntas sobre qué haríamos con la gran cantidad de asuntos delicados pendientes también se nos dijo que no nos preocupáramos, que nosotros siguiéramos trabajando como siempre y que próximamente se nos informaría como se harían los cambios.

En los hechos, no hubo comunicación que nos orientara sino hasta el 11 de agosto en que mediante correo Santos nos escribió a los integrantes de la mesa jurídica pidiéndonos la entrega de todos los expedientes y equipo que tuviéramos a nuestro cargo, con la idea de que con la integración de los propios Wixáritari continuaba los trabajos de defensa y lucha de Wirikuta, con la codyuvancia de nuestros aliados”, a la vez que formalizaba la decisión del Consejo de que quedaría de lado el nombre del Frente para quedar solo el del Consejo, por problemas de agenda y distancia no era posible vernos en las fechas propuestas por Santos y se pospuso una semana una nueva propuesta de él para definir fecha, pero fue hasta el 18 de noviembre en que se pudo concretar la entrega.

Los 7 meses transcurridos prácticamente sin comunicación con el Consejo provocaron una semiparalización del Frente en cuanto a las responsabilidades que llevó durante 5 años, se entregaron ese día, todos los archivos de la defensa jurídica contra las concesiones mineras, así como el equipo adquirido y la información pericial trabajada para la demanda de amparo.

A pesar de que el primer efecto fue la desestructuración de la forma en que la sociedad estábamos sosteniendo una lucha para defender Wirikuta, desde el mismo 18 de abril, todos aceptamos y respetamos la decisión tomada, pero no por ello se detuvieron los procesos organizativos y el trabajo que se había estado impulsando, pues el efecto ya se extendía a un proceso y compromisos con los campesinos de la región, quienes estaban dispuestos a luchar contra las mineras y que seguían promoviendo el crecimiento de conciencia entre sus vecinos.

Aunque en los primeros días luego del anuncio de abril estuvimos a disposición para retomar actividades en apoyo a la nueva estructura que se estaba dando el Consejo, pronto la participación solidaria, las acciones informativas y los vínculos con los pueblos campesinos del desierto comenzaron a crecer y para el mes de julio estábamos ya inmersos en el apoyo para la celebración del Foro “El Agua en el Desierto, Catorce hacia el 2030” enfocado en los efectos esperados por el cambio climático en toda la región del altiplano con una gran participación de las organizaciones del desierto que veníamos acompañando desde hacía 2 años como Frente, científicos del país y de una representación wixárika muy combativa, no supimos porque el Consejo no asistió aunque fueron invitados en primer lugar.

Desde entonces el movimiento de habitantes ha estado creciendo mucho, las comunidades campesinas han encontrado un respaldo en los diversos grupos, organizaciones, científicos, estudiantes y sacerdotes comprometidos que han decidido seguir apoyando; entre ellos nosotros como AJAGI, por las acciones informativas, talleres de derechos humanos y la asesoría legal, hoy se ha fortalecido un gran movimiento regional en el semidesierto potosino-zacatecano que ha traspasado fronteras locales, 2 grandes ejidos se han declarado libres de minería, otros promueven con éxito hasta la fecha para lograr que la declaración se haga a nivel municipal y hay otros que quieren saber más, por ello los dos últimos Foros se han denominado “Altiplano – Wirikuta, Desierto Agredido” pues las amenazas de estos mega proyectos articulados entre sí, van más allá de los límites legales de Wirikuta y con ello el despertar de las poblaciones en defensa de la vida; la minera y los gobiernos ya no pueden asegurar la mentira que habían sostenido de que la población local acepta su modelo económico y de desarrollo de muerte, basado en el trabajo explotado y en la aniquilación de la vida natural y humana.

Con las constantes reflexiones y la decidida participación de la Pastoral Social de la Diócesis de Matehuala y el ejemplo de la cosmovisión wixárika, llego la reflexión de que la defensa de la vida, la madre tierra y el futuro de los niños es sagrada y por tanto es esencialmente espiritual, ese fue y es el sentido de la iniciativa de la realización de la Ceremonia [6]en Mastranto del 4 y 5 de febrero pasado, que por cierto nació de un wixárika que después asistió junto a los jicareros de su Centro Ceremonial, una comunión, oración y meditación conjunta, hecha en una ceremonia espiritual respetuosa de las prácticas y creencias de cada quien, pero con el propósito común de defender el territorio de nuestra madre tierra que alberga y vive en Wirikuta, y a cuya celebración se mandó invitación al pueblo Wixárika en carta del 27 de diciembre con Comisionados de Jalisco y Nayarit, que han estado acompañando sin claudicar a los pueblos campesinos del desierto constantemente desde hace años.

Por eso fue muy triste saber que el Consejo no aceptó la invitación por una serie de razones que tal vez tengan razón en estar sujetos a ciertos tiempo y formas propias, pero tampoco se recibieron por lo menos palabras de ánimo y en su respuesta se señala varias veces que desconoce la importante e histórica ceremonia.

Fue muy difícil lograrlo, por el mucho trabajo que desarrollaron los anfitriones y por el costo económico del transporte en 4 camiones de cerca de 200 wixáritari principalmente de Nayarít, pero también de Jalisco que vinieron y recibieron ceremonialmente el terreno que donó la comunidad del Mastranto para que el pueblo Wixárika construya ahí lo que necesiten como peregrinos, quedando más unidos para la defensa, por cierto que es importante informar que el costo de todo, incluido el transporte fue cubierto completamente por habitantes del desierto y del Estado de San Luís Potosí, que no han dejado de luchar.

Creemos que lo verdaderamente importante para poder vencer en esta batalla tan dura, es que al final de las dificultades, se logre la unión de todos los que luchamos por lo mismo, con pleno respeto y solidaridad de todos, pensamos que cualquier dificultad puede vencerse pero dialogando para superarlas, no importando que a veces tengamos que hablar de cosas difíciles, como lo son estas comunicaciones para aclarar.

Sobre el contenido del documento llamado “COMUNICADO DEL CONSEJO REGIONAL WIXÁRIKA POR LA DEFENSA DE WIRIKUTA EN CONTRA DE LA DIFAMACIÓN Y DESINFORMACIÓN” dirigido a nosotros y a otras organizaciones y público en general, queremos hacer las siguientes precisiones:

  1. Es cierto y estamos de acuerdo en lo expresado en los cuatro primeros párrafos del comunicado que se refieren a la naturaleza de la lucha.
  1. Sobre lo expresado en el 5º párrafo es cierto en cuanto a la fecha y lugar de la formación del Consejo en reunión del 8 y 9 de abril de 2011, pero no es cierto en cuanto que hubiera significado una descalificación y cese del movimiento del Frente, por el contrario varios miembros del Frente estuvimos presentes y todo se hizo para fortalecer en un nivel regional desde las propias comunidades y sus representaciones auténticas, prueba de ello es que lejos de cesar o descalificar, luego de eso y por varios años, juntos trabajamos hombro a hombro y tuvimos entre todos logros importantes, sin divisiones pues como nos decían las autoridades de ese tiempo, íbamos juntos y éramos iguales, no obstante que siempre se mantuvo el reconocimiento del Consejo.
  1. Respecto al 6º párrafo, respetamos completamente la identidad y objetivos que se han dado y los que vayan construyendo, están en su pleno derecho y creemos de verdad que lo lograrán por la fortaleza que tienen como pueblo. Solo debemos señalar que la defensa del territorio de Wirikuta y el altiplano también corresponde a sus pobladores y así como ellos han expresado su respeto a las formas de organización y cultura wixárika, también ellos tienen las propias y también están en su pleno derecho, con ellos hemos aprendido que su relación con la tierra y las esencias naturales de la vida, también son profundas y espirituales, por ello como dijimos antes, el objetivo mayor es lograr la unidad y la armonía con pleno respeto, haciéndonos fuertes entre todos y ofrendando sagradamente esta lucha por el tamaño de quien quiere destruir todo, solo la unión puede lograr salir adelante.
  1. Con respecto de los párrafos 7º al 10º, el comunicado menciona un correo electrónico con fecha 29 de Julio, enviado por el Ing. Cristian Chávez y particularmente se centra en críticas que se hacen al Coordinador del Consejo, Santos de la Cruz, al respecto aclaramos lo siguiente: Cristian hace una colaboración exclusivamente voluntaria en AJAGI desde hace varios años y solo en aspectos muy específicos, y a quien reconocemos como un compañero, que efectivamente dicho correo electrónico existe y que se expresa un punto de vista sobre Santos de la Cruz, pero antes que nada aclaramos que esa comunicación electrónica se dio de manera privada y no pública, en un espacio electrónico propio para analizar lo que está ocurriendo en el país, pero debemos señalar que independientemente de su contenido, el análisis es válido, legítimo y necesario entre los defensores de derechos humanos; en cambio es de preocuparse cómo y con qué objetivo, se tiene acceso a una comunicación electrónica privada y cómo posteriormente se divulga de manera arbitraria, afectando procesos muy importantes, profundizando las diferencias entre sus actores, no solamente de manera pública sino entre los propios compañeros. Como organización damos nuestro completo respaldo institucional al Ing. Cristian Chávez, que sigue siendo perito en decenas de juicios agrarios del pueblo Wixárika y otras comunidades indígenas en todas las geografías del país y todos sabemos de su honestidad y compromiso.

Aunque se trata una comunicación estrictamente privada, sin ningún fin de ser pública, y que reiteramos nuestra preocupación por la violación a la seguridad que significa, el efecto del acceso y uso desproporcionado de dicha información al generar discordia, división y desconfianza nos debiera preocupar por sus efectos negativos a los procesos de defensa al favorecer los intereses que todos combatimos, cuando pudo haberse aclarado primero personalmente.

Sobre el contenido, reiteramos que puede ser muy duro en sus apreciaciones, pero es válido siempre y cuando no se divulgue, sino sirva para fines de análisis como fue el caso. En esos momentos ya había ocurrido el grave incidente del poblado de la Victoria, que detallamos en el siguiente punto, y muchos nos preguntamos por qué otros wixáritari sí tuvieron la capacidad de entender que algo estaba muy mal, fueron a investigar a la zona y tuvieron el valor de denunciar en sus comunidades lo que estaba pasando, cosa que pasó en San Sebastián y en comunidades de Nayarit, el hecho era y es lo suficientemente grave y es muy extraño que aún hoy se trate de ocultar cuando tanta gente fue testigo e incluso quedó videograbado y ese material ya se dio a conocer al interior de las comunidades por comuneros que sin ser los responsables reaccionaron e incluso con sus propios recursos viajaron para cerciorarse directamente.

Pensamos que ese es el punto realmente preocupante y no el ejercicio de crítica que el grupo con quien dialogaba Cristian llevaba a cabo en espacio privado.

  1. Sobre los párrafos 11º al 17º decimos lo siguiente, podemos resumir en 5 los aspectos reclamados: a)Se dice que nos hemos manifestado en términos negativos sobre el caminar del Consejo Regional Wixárika por la Defensa de Wirikuta creando confusión sobre sus defensas comunitarias y del territorio sagrado, b)También que desde mayo de 2014 en unos casos y en otro desde fines de ese año cesó nuestro acompañamiento que realizábamos en los casos comunitarios de las tres comunidades, c) Entonces nos acusa de que hemos estado gestionando indebidamente recursos en financiadoras a nombre de dichos casos, por lo cual se deslindan de cualquier recurso que hubiéramos gestionado a nombre y representación de las comunidades y problemáticas. Ejemplifican para el caso con las consulta que hicieron en la página del Fondo Mundial para los Derechos Humanos, quienes nos han financiado año con año, d)Que a pesar de que nos pidieron la entrega de la documentación histórica de los casos que llevamos durante 24 años en las diferentes comunidades, no hemos dado ninguna respuesta, e)Que nuestra compañera abogada Quetzal Prado tiene uno de los expedientes de Bancos de San Hipólito sin que se le hubiera solicitado directamente a Santos de la Cruz Carrillo.

Sobre el punto a: no es verdad que nosotros estemos difundiendo opiniones negativas sobre el Consejo, sin embargo sí existe confusión y molestia entre las organizaciones de los comités en lucha y en quienes  hemos sido testigos de los incansables esfuerzos de todos los que están dando la batalla por la defensa de sus tierras y territorios, pues si bien es cierto que reconocen que hasta ahora las mineras no han podido avanzar gracias a la suspensión, lograda sobre todas las concesiones, también lo es que sí han sido testigos y se manifiestan preocupados y molestos de que han visto a diversos líderes wixáritari en acciones muy cuestionables, y otros que si han llegado a apoyarlos sinceramente, entonces ellos ya no saben quién es quién.

Por un lado, por lo que nos han dicho, al líder de la Unión Wixárika de Centros Ceremoniales, que en su papel de Vicepresidente del Consejo de Administración del Área Natural y Cultural de Wirikuta, frecuentemente lo han visto en compañía de funcionarios de la minera y aliados de esta en la zona, también algunos wixáritari han incluso acompañado al ex Presidente Municipal Héctor Moreno a ejidos en visitas de promoción de la actividad minera.

Y por lo que toca al Consejo, los hechos ocurridos el 9 de mayo del 2016 en el poblado de La Victoria del Municipio de Santo Domingo, en que, según la información recibida por diversos colectivos y que provenía de personas presentes, llegaron autoridades del Consejo utilizando los mismo argumentos que han usado los funcionarios de la empresa para convencerlos de entrar en negociaciones sobre el confinamiento industrial tóxico que se pretende desarrollar en Palula, según el relato en asamblea, esto provocó que dichos líderes fueran expulsados y que la población se quedara con la idea de “que los huicholes ya se habían vendido”.

Ese mismo día se celebró una reunión en las Margaritas donde más de 150 personas de muchas de las localidades en Wirikuta y Santo Domingo se congregaron para analizar los daños de la minería y el confinamiento y hasta ahí llegaron las autoridades de Santo Domingo para informar lo que había pasado más temprano, el hecho sí causó conmoción pues apenas unos meses antes varias autoridades de la zona habían viajado a 2 de las asambleas de las comunidades en la sierra wixárika y habían recibido todo el apoyo de estas en su lucha.

Durante la visita a las asambleas, habían hecho amistad con algunos de los líderes e intercambiaron teléfonos, por lo que se comunicaron con ellos quejándose de lo ocurrido, esto motivó que pocos días después viajara a Wirikuta un grupo de exautoridades y autoridades tradicionales comisionados para averiguar en el lugar de los hechos la verdad de lo que pasó y para asegurar que se cumpliera con el apoyo que la asamblea les había dado a dichos pobladores, en comunidades de Jalisco y Nayarit.

Así lo hicieron del 21 al 24 de mayo, se realizó una asamblea y de viva voz les explicaron lo ocurrido y además les dieron videograbaciones de los hechos, los comisionados expresaron su misión y reiteraron cuál era la voluntad de la asamblea, en esos mismos días coincidió con una reunión programada desde antes en donde se acordó por los Comités en Defensa del Agua y la Vida de Santo Domingo, de la Sierra de Catorce y de Guadalcazar sellar formalmente  la alianza entre ellos y se aceptó asistir a un Foro en la UNAM en el mes de junio.

Los miembros de la Comisión Wixárika informaron que todo se dio a conocer a los Centros Ceremoniales y a la asamblea comunitaria, que esto provocó serios cuestionamientos a las autoridades involucradas y se nombró una comisión para acompañar en el Foro de la UNAM, desde entonces permanentemente han estado participando en el proceso de lucha de los Comités, dándoles estos su confianza, aunque aun así, ya han elaborado 2 cartas al pueblo Wixárika pidiéndole manos a la obra para que no vuelva a ocurrir algo así.

Nosotros como AJAGI no sabíamos nada y nos enteramos igual que los demás compañeros en Margaritas y posteriormente por los testimonios de la asamblea en La Victoria, no somos quienes estamos dando informaciones negativas, sino que son los hechos de estas personas los que hablan mal, es verificable que constantemente hemos hecho entender que el pueblo Wixárika no es así y como dijeron a la asamblea los Comisionados, si algunos se corrompieron, el pueblo wixárika no se vende.

Realmente sabemos que es así, pero también consideramos que hay que remediar estas situaciones con energía, con cuidado porque también nos dijeron algunos de los que estuvieron ahí que no sabían a lo que los llevaban, los videos y los testimonios de la gente están ahí, los tienen los comisionados, no es difícil saber la verdad.

Sobre el punto b: es mentira, pues el apoyo que siempre prestó AJAGI a las comunidades fue integral y seguimos siendo requeridos para diversos apoyos en los casos durante 2014 y buena parte de 2015  aunque ciertamente atravesamos por graves dificultades financieras que nos hizo reducir nuestro personal al mínimo con sueldo, quedando varios de los compañeros colaborando sin sueldo como voluntarios, y los servicios de apoyo jurídico tuvimos que restringirlos, seguimos apoyando en asesoría política y técnica todavía hasta bien entrado el 2015, además de que en todo este tiempo, nos pidieron apoyos diversos tanto en Santa Catarina como en San Sebastián de lo cual existen actas firmadas de reuniones con autoridades de gobiernos del Estado y de autoridades federales en la capital, por ejemplo, los acompañamientos a reuniones de negociación a San Sebastián el 26 de mayo y el 19 de junio de 2015 o en febrero y junio de 2015 junio también a solicitud de Santa Catarina para asesorar en el caso de La Maroma.

Pero lo más importante además de este seguimiento que proseguimos desde lo técnico y lo político, es que nunca nos dijeron formalmente en asamblea que ya no siguiéramos y por ejemplo fue hasta el 9 de diciembre de 2015, cuando Santos de la Cruz nos trajo formalmente una carta de las autoridades de San Sebastián en donde se nos decía que por acuerdo de la asamblea de la comunidad, celebrada en Ocota de la Sierra del 4 al 6 de septiembre nos solicitaban la entrega de expedientes, Santos entregó la carta diciendo que posteriormente pasarían las autoridades para ponernos de acuerdo, esto jamás ocurrió.

Sería muy largo en este documento relacionar todas las actividades realizadas en las comunidades en 2014 y 2015 en seguimiento y apoyo de los casos, muchas de ellas con documentos que lo confirman, pero con toda contundencia afirmamos que no es verdad que dejamos de trabajar desde 2014 y por el contrario que en materia técnica seguimos aún hoy dando apoyos para el logro de las justas reivindicaciones territoriales wixáritari, sin costo para las comunidades ni para AJAGI pues gestionamos otras vías de apoyo, o con costos que ningún técnico cobraría dada la cantidad de trabajo y dificultad que significan.

Sobre el punto c: hacer las precisiones del punto anterior es muy importante pues se trata de asuntos delicados. Es importante señalar 2 cosas, la primera es que los proyectos se presentan en julio del año anterior, o sea que el de 2016 se presentó en julio de 2015 y al haber sido ese año especialmente tardado en definiciones tanto en las comunidades en las que estuvimos trabajando hasta finales del 2º trimestre atendiendo solicitudes de apoyo, como en el caso de Wirikuta sin definición del papel que jugaríamos en la reestructuración que dio el Consejo hasta noviembre, ciertamente tuvimos que poner objetivos que nos permitieran responder en cualquier caso.

Sin embargo, lo más importante es que la fundación está informada desde 2014 del cambio de actividades en Wirikuta hacia el apoyo a los habitantes y de que dejamos de llevar los juicios en los casos de la sierra, pero lo que sí nos preocupa que este tipo de ataques inducen a desconfianza en los propios wixáritari, en ese sentido agradecemos poder aclarar esta parte.

Sobre el punto d: al respecto debemos decir que, a lo largo de más de 20 años, siempre entregamos copia certificada de documentos clave en los juicios como las demandas y las sentencias o actuaciones relevantes, y sería necesario que nos digan cuáles necesitan en realidad porque deben de estar en sus archiveros la mayoría, por lo demás y para no entrar en detalles debemos decir que conservamos los acuses de recibido cuando respondimos dichas solicitudes en tiempo y forma. Pero independientemente de todo estamos en toda disposición de apoyar estos requerimientos y solo necesitamos que vengan para ponernos de acuerdo y saber qué buscar.

Sobre el punto e: es mentira que se haya sustraído o tomado sin permiso dicho expediente por la compañera Quetzal, sino que estaba haciendo un análisis de carácter académico y solicitado por el abogado responsable y con pleno conocimiento de Santos de la Cruz.

Independientemente de todo lo anterior reiteramos la necesidad de un diálogo en donde podamos hablarnos directamente y que cada quien diga todo lo que tenga que decir, la etapa de construcción autonómica es muy buena, pero no debe significar aislamiento e incomunicación pues es cuestión de justicia aclarar los reclamos que se tengan y no erosionar alianzas de toda la vida debilitándonos nosotros mismos, y que se dedique más energía a tratar de desestabilizar el movimiento en defensa de Wirikuta que a atender la grave situación existente.

Queremos reiterar que nada de lo ocurrido o lo dicho es superior a la meta de proteger efectivamente la vida de Wirikuta, que no es nada fácil enfrentar a los grandes intereses involucrados y el poder que pueden desplegar, que no tenemos nada en contra del Consejo Regional Wixárika y menos contra el Pueblo Wixárika, el Consejo es una institución de la mayor importancia, nosotros estuvimos juntos a ellos cuando se formó y deseamos que se fortalezca y tome su lugar como debe ser, sin embargo, es importante ir arreglando los problemas que surgen y evitar que vuelvan a pasar, Wirikuta está de por medio

Por último queremos decir que no vemos el caso de profundizar el favor que le hacemos a los verdaderos enemigos de Wirikuta, tratamos de evitar lo más posible el poner nombres para no propiciar el morbo, no vamos a seguir este juego negativo, aclararemos personalmente las mentiras vertidas en dicho documento cuyo consenso no nos queda claro, en cambio proponemos una reunión de todos quienes estamos involucrados y en ese espacio aclaremos todo lo que haga falta y resolvamos lo que corresponda para fortalecernos.

 

Wirikuta es verdad, Wirikuta no se vende, se defiende.

Atentamente

Guadalajara, Jalisco, a 17 de febrero de 2017.

Asociación Jalisciense de Apoyo a Grupos Indígenas (AJAGI A.C.)

[1] Ver: http://lajornadasanluis.com.mx/politica-y-sociedad/ejidatarios-de-la-zona-wirikuta-se-oponen-a-declaratoria-de-patrimonio-de-la-humanidad/

[2]Ver:  http://www.jornada.unam.mx/2013/08/05/opinion/a10a1cul

[3]Ver: http://www.frenteendefensadewirikuta.org/?p=5955

[4]Ver y descargar informe del consejo regional Wixárika referente al Wirikuta Fest: https://cronicadesociales.org/2014/04/02/informe-de-actividades-y-financiero-sobre-los-resultados-logrados-con-fondos-del-wirikuta-fest/

[5] Ver: http://www.youblisher.com/p/855899-INFORME-DE-ACTIVIDADES-Y-FINANCIERO-SOBRE-LOS-RESULTADOS-LOGRADOS-CON-FONDOS-DEL-WIRIKUTA-FEST/

[6] Ver video en: https://www.youtube.com/watch?v=Bx44bzKdA-o

 

frenteen

Semilla de la tierra para florecer en comunidad.

You may also like...

1 Response

  1. Hola Frenteen, quiero comentar la ‘Respuesta de AJAGI A.C. a favor de la unión y la armonía y en contra de la discordia, confusión y división’, respuesta de AJAGI al ‘Comunicado del Consejo Regional Wixárika (CRW) por la Defensa de Wirikuta en contra de la Difamación y Desinformación’. Lo hago porque su argumento no se sostiene en algunos puntos y porque es necesario, como usted dice, que ” aclaremos todo lo que haga falta y resolvamos lo que corresponda para fortalecernos.” No quiero opinar sobre el contenido, porque como un extraño no soy competente y, además he tomado opciones y tal vez he construido prejuicios. Pero su forma de presentar las cosas me parece injusto y ofensivo.

    En su respuesta usted censura al Consejo por haber hecho público su rechazo a las acusaciones dirigidas al Consejo y en particular a Santos de la Cruz Carrillo, su coordinador general. Esta respuesta, del Ing. Cristian Chávez, fue enviada por correo electrónico a destinatarios ocultos de la Campaña Nacional en Defensa de la Madre Tierra y el Territorio. En su respuesta el señor Chávez nos pide aceptar que el representante de AGAJI acusa públicamente – bueno, un público secreto – a los representantes legítimos del pueblo Wixarika y que estos mismos representantes se queden calladitos delante estas acusaciones públicas, esperando que los personeros de AGAJI tengan la bondad para, algún día que les conviene, debatir el asunto en privado. Su respuesta al comunicado es un insulto al CRW y a los mismos lectores.

    En la misma línea de desacato a las legítimas autoridades del pueblo Wixarika se sitúa su invitación del CRW del 27 de diciembre de 2016 para participar de la Ceremonia en Mastranto del 4 y 5 de febrero 2017 ‘en defensa de la vida, la madre tierra y el futuro de los niños’. “Una ceremonia Wixárika – católica para la defensa del agua, una demonstración de sincretismo armónico”, según Eduardo Guzmán Chávez. Aparte de la fecha tardía de la invitación al CRW, la misma era una afrenta al CRW, porque, y como le fue comunicado, “para el pueblo Wixarika la realización de las ceremonias no es un juego, se hace mediante el mandato que marcan nuestras deidades y los centros ceremoniales”. Usted escribe que la idea de esta ceremonia surgió de ‘un Wixarika’, como si fuera justificación para la misma. Imagínese que el CRW organizaría una ceremonia de sincretismo y mandaria una invitación al cardenal en la Ciudad de México, informándole que la ceremonia está siendo realizada en cooperación con la Iglesia Católica, representado por un cristiano piadoso de Huejuquilla el Alto. ¿No le parece que tenía que haber consultado con el cardenal antes de enviar la invitación? Mas ofensiva todavía es una tal invitación a sabiendas de que el invitado ha notificado públicamente no tener confianza en el invitador. Con todo eso uno se pregunta si usted quería de verdad la presencia del CRW, o si su verdadero objetivo era la de provocar la denegación.

    Reconozco las quejas de desatención que se ventilan en el comunicado, ya que, en mi reciente visita a México, habiendo además viajado a la ciudad de Guadalajara esperando poder entrevistarme con algún representante de su organización, no he podido conseguir respuesta ni al teléfono, ni a mis correos electrónicos y tampoco a través de su página Facebook. Parece que lejos de querer informar y compartir, su organización se esfuerza para operar a la sombra. La inacción en su página web desde 2014 me parece coincidir perfectamente con la queja del Consejo que su organización no se ha manifestado en defensa del Consejo y su legítimo liderazgo del pueblo Wixarika a partir de esta fecha.

    Posiblemente su reunión de San Luis Potosí ha generado un buen entendimiento con los pobladores locales, siempre necesario para el acuerdo comunitario, pero como su nombre indica, su organización tiene como objetivo la defensa de Wirikuta, o sea el apoyo y el respeto de los Wixaritari en el ejercicio de sus derechos indígenas fuera del área de su residencia en el desierto de Chihuahua. Eso no implica que usted tiene el derecho de representar a este pueblo contrariando la voluntad de sus legítimos representantes, lo que obviamente este haciendo. Aunque usted proclama ‘tratamos de evitar lo más posible el poner nombres para no propiciar el morbo, no vamos a seguir este juego negativo’, es exactamente a este juego negativo que usted se ha dedicado: después de la defensa legitima del CRW a su ataque inicial, usted responde con otro ataque.

    Magnánimamente el Consejo reitera que ‘siempre compartiendo y fortaleciendo nuestra lucha y defensa con quienes quieran contribuir en ella’. Espero que AGAJI y el Frente tendrán el coraje de aceptar este reto y de apoyar fielmente al pueblo Wixarika de la misma manera que ha sabido hacerlo en el pasado.

    Adriaan Bronkhorst
    Drugs Peace Institute
    Amsterdam, Holanda

Sp flash tool download Showbox apk download